Quiromasaje

Desde un punto de vista etimológico el término «quiromasaje» procede de la unión de la voz griega «χείρ, χειρός» o sea «quiros» manos, con la voz «» «amasar o apretar con suavidad». Así que literalmente significa ‘masaje con las manos’ o ‘masaje manual’ y se usa para diferenciarlo de los masajes que emplean aparatos eléctricos o instrumentos mecánicos. Las técnicas de masaje se establecen y aplican en función del objetivo específico a conseguir.

A continuación se especifican algunos de sus beneficiosos efectos:

  • Mecánicos: las fuerzas mecánicas aplicadas se relacionan con cada maniobra que afectara a los tejidos relajándolos.
  • Preventivos: cuando se localiza y delimita por toque una zona tensa o con posible tensión y se masaje para aliviarlo.
  • Terapéuticos: cuando se utiliza el masaje para recuperar la movilidad o mejorar la función circulatoria,  aliviar y/o reducir el dolor, o para optimizar la conciencia sensorial.
  • Deportivos: cuando se realiza para preparar a un deportista antes  de una competición, y también durante y después de la práctica del mismo.
  • Psicológicos-anímicos: el contacto de la piel con las manos de un profesional proporciona, le proporciona relajación, a la vez que regula y alivia la tensión muscular.

Dependiendo del tipo de masaje se puede dividir en:

 

MASAJE TERAPÉUTICO

Este masaje está indicado para dolencias musculares. Se realiza un masaje profundo relajando la zona afectada con aceites esenciales destinados a la relajación y descontracturar las tensiones musculares del cuerpo. Destinándose casi toda la sesión a la misma zona para proporcionarle alivio.

Este masaje está indicado en:

  • Dolencias  por mala colocación postural.
  • Dolencias por ejercicio o cansancio.
  • Molestias ocasionadas por agotamiento o cansancio
  • Relajación muscular después de un movimiento brusco

 

MASAJE SENSITIVO

En este masaje se aplica la técnica de quiromasaje pero con movimientos suaves y armónicos, evitando los cambios bruscos de ritmo y la pérdida de contacto con la piel El propósito de este tratamiento es proporcionar relajación general, por ello el masaje se destina a todo el cuerpo. Realizando movilizaciones articulares pasivos y estiramientos suaves. Se  proporciona mediante el tacto la sensación de integración de cuerpo y mente, aportando relajación a todos los niveles favoreciendo la liberación de las tensiones físicas, mentales y emocionales.

Se ejerce mediante presión con toda la palma de la mano y/ o los antebrazos. En el caso de requerir mayor presión, se añade un componente de roce y deslizamiento. La intensidad de la presión es media-profunda y el ritmo lento.

MASAJE ANTI ESTRÉS:

Esta técnica consiste en manipulaciones suaves y rítmicas sobre diferentes grupos musculares durante 45 minutos, con la mezcla de algunas técnicas de masaje sensitivo y terapéutico, además del uso de música y aceites aromáticos para crear un ambiente de intensa paz y tranquilidad, que permiten a  nuestro organismo y a nuestra mente olvidarse por unos instantes de la vida y su ritmo frenético que nos ocasiona el  ESTRÉS, y que nos suele producir una alta tensión nerviosa y muscular. También podemos dar este tipo de masaje en una sesión de  90 minutos

Es  muy recomendable en caso de:

  • Problemas digestivos
  • Combate estados de ansiedad  y nerviosos.
  • Dolor muscular o  Dolor de cabeza
  • Insomnio e Irritabilidad
  • Depresión  Ansiedad
  • Da una Sensación de bienestar.
  • Alivia la musculatura.
  • Relaja el cuerpo y la mente.